Este es el motivo por el que las novias se casan de blanco


¿En qué momento pasó a ser una tradición? No es extraño que una novia entre de blanco al altar, al contrario, si no lo hace es muy osado. A lo más, el color del vestido puede variar dentro de la misma gama de tonos: desde ser completamente blanco, hasta alguna variante como hueso, perla o marfil, pero ¿alguna vez te has preguntado cuál es su origen y por qué se sigue usando en su mayoría de ese color?

A lo largo del tiempo, siempre el color blanco ha sido vinculado a conceptos como pureza, paz e inocencia. Incluso, para los griegos en la Antigüedad era símbolo de alegría ya que lo usaban en festivales y ceremonias públicas, y lo complementaban con guirnaldas de flores blancas.

Sin embargo, fue en el siglo XIX cuando su uso se popularizó en el mundo de los vestidos de novia. Hasta ese entonces la realeza acostumbraba casarse con vestidos de colores vivos, hasta que en 1840 la reina Victoria de Inglaterra se casó con el príncipe Alberto completamente vestida de blanco, y rompió todos los esquemas conocidos hasta ese momento.

El tema fue que su retrato de bodas se hizo tan popular que las novias de Occidente comenzaron a imitarla, y al poco tiempo los vestidos blancos se convirtieron en símbolo de un gran poder adquisitivo.

Cabe mencionar que las cosas han cambiado en la actualidad, pues no son pocos los diseñadores que se han atrevido a crear vestidos de colores, como rosa pálido, azul celeste o durazno, y cada vez son más las novias que se animan a cambiar la tradición.

#vestidos

120 vistas
CONTACTO
REDES SOCIALES
  • Facebook - Grey Circle
  • Instagram - Círculo gris

© Hecho con ❤ por SOY LA NOVIA